LA GASTRITIS AFECTA CADA VEZ A MÁS JÓVENES DE 20 AÑOS

En los 5 últimos años, personas entre 20 y 30 años van al médico por este problema, según manifiestan especialistas en gastroenterología, es una de las tres razones por las que más consultan los jóvenes junto al reflujo y los trastornos gástricos asociados al dolor;siendo cada vez más jóvenes los pacientes con casos de gastritis, ya que esta bacteria es más incidente en personas que se acostumbran a comer en las calles, desechando una dieta equilibrada y nutritiva.

Anteriormente, esta enfermedad se detectaba en pacientes adultos mayores de 35 años, pero, desde hace cinco años la incidencia bajó en estos adultos y se incrementó en los jóvenes. Ahora hay personas entre 20 y 30 años con cuadros complicados, detectándoles úlceras gástricas y hemorragias digestivas.

Causas

El alcohol y el excesivo consumo de alimentos demasiado condimentados, ingesta de tabaco, gaseosas, comida chatarra y picante y además bebidas alcohólicas desde los 12 años, inclusive comer a deshoras lo que incrementa la acidez en el estómago.

La bacteria Helicobacter pylori: el 90% de los pacientes posee la enfermedad por esta causa; contagiándose por comer alimentos contaminados y agua cruda. Esta bacteria vive exclusivamente en el estómago humano, y es el único organismo conocido que puede subsistir en un ambiente tan extremadamente ácido.

Uso de medicamentos, analgésicos, antinflamatorios como el diclofenaco, aspirina, ibuprofeno.

El estrés

Actualmente, no se da mucha relevancia a la gastritis porque los síntomas son leves al principio, pero conforme avanza el tiempo la bacteria se activa y el cuadro clínico tiende a complicarse.

Síntomas
presencia de gases
quemazón e hinchazón en la parte superior del estómago
ganas de vomitar
mal aliento
Diarrea
Dolores de cabeza

En los casos en los que se convierte en crónica puede llegar a convertirse en un cáncer gástrico, por lo que se debe dar la debida importancia a esta enfermedad, para evitar que pueda producir además úlceras gástricas que ocasionan hemorragias digestivas, relacionándose esta enfermedad con el acné, la migraña y la anemia.

Al lograr establecer una relación entre las diferentes causas se podrá, prevenir la enfermedad que redundará en beneficios socioeconómicos para el paciente y para la salud pública, evitando gastos en tratamiento costosos como los que se usan para el tratamiento del cáncer.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *